La imitación de Cristo by Beato Tomás de Kempis O.S.A.

By Beato Tomás de Kempis O.S.A.

Show description

Read or Download La imitación de Cristo PDF

Similar no-ficcion books

¿Cómo conquistar el corazón de Dios? (Spanish Edition)

Algo especial hizo task para conquistar el corazón de Dios a tal punto que el Señor le dijo al enemigo: ¿Te has puesto a pensar en mi siervo task? No hay en l. a. tierra nadie como él; es un hombre recto e intachable, que me honra y vive apartado del mal? (Job 1:8). Dios tiene emociones. Siente dolor, pero también siente placer, y a nosotros se nos ha dado el privilegio de poder tocar su corazón.

Sobre El Problema de La Empatia (Spanish Edition)

En 1905 Edmund Husserl introdujo en su pensamiento el concepto de empatía. Entendía por tal los angeles experiencia de l. a. conciencia ajena y de sus vivencias, a diferencia de los angeles experiencia que l. a. propia conciencia hace de sí misma. Sin embargo, el primer estudio fenomenológico extenso sobre este tema es l. a. tesis doctoral de su discípula Edith Stein.

Additional info for La imitación de Cristo

Sample text

Y si tu consolación me faltare, sea mi mayor consuelo tu voluntad y justa probación. Porque no estarás airado perpetuamente, ni enojado para siempre. CAPITULO 17: TODA NUESTRA ATENCIÓN SE HA DE PONER EN SÓLO DIOS. Jesucristo: 1. Hijo, déjame hacer contigo lo que quiero; pues yo sé lo que te conviene. Tú piensas como hombre, y sientes en muchas cosas como te sugiere el afecto humano. El Alma: 2. Señor, verdad es lo que dices: mayor es el cuidado que Tú tienes de mí, que todo el cuidado que yo puedo poner en mirar por mí.

Y aunque no me induzcan enteramente al consentimiento, sin embargo me es molesto y pesado el domarlas, y muy tedioso el vivir así siempre en combate. En esto conozco yo mi flaqueza, en que las abominaciones imaginaciones más fácilmente vienen sobre mí que se van. 3. ¡Ojalá, fortísimo Dios de Israel, celador de las almas fieles, mires el trabajo y dolor de tu siervo, y le asistas en todo lo que emprendiere! Fortifícame con fortaleza especial, de modo que ni el hombre viejo, ni la carne miserable, aún no bien sujeta al espíritu, pueda señorearme: contra la cual conviene pelear en tanto que vivimos en este miserabilísimo mundo.

6. Persuádete que el enemigo antiguo de todos modos se esfuerza para impedir tu deseo en el bien, y apartarte de todo ejercicio devoto, como es honrar a los Santos, la piadosa memoria de mi pasión, la útil contrición de los pecados, la guarda del propio corazón, el firme propósito de aprovechar en la virtud. Te trae muchos pensamientos malos para disgustarte y atemorizarte, para desviarte de la oración y de la lección sagrada. Desagrádale mucho la humilde confesión; y si pudiese, haría que dejases de comulgar.

Download PDF sample

Rated 4.31 of 5 – based on 9 votes