Acércate sediento (Spanish Edition) by Max Lucado

By Max Lucado

Los científicos nos aseguran que los seres humanos no podemos vivir sin agua, y ni siquiera lo intentamos. Pero ¿sobrevivir sin Dios? Oh, eso sí lo hacemos, tomamos un sorbo, lo saboreamos; sin embargo, estamos inclinados a pasar por largos períodos de tiempo sin un buen trago de los angeles fuente del Señor. Y pagamos un precio al hacerlo. Nos encogemos. Nos torcemos y retorcemos contra este mundo… los órganos se endurecen…el corazón se endurece.
 
En este libro, renovador y vivificante, Max Lucado, nos guía a los cuatro nutrientes esenciales que cada alma necesita.

Show description

Read Online or Download Acércate sediento (Spanish Edition) PDF

Similar no-ficcion books

¿Cómo conquistar el corazón de Dios? (Spanish Edition)

Algo especial hizo activity para conquistar el corazón de Dios a tal punto que el Señor le dijo al enemigo: ¿Te has puesto a pensar en mi siervo task? No hay en l. a. tierra nadie como él; es un hombre recto e intachable, que me honra y vive apartado del mal? (Job 1:8). Dios tiene emociones. Siente dolor, pero también siente placer, y a nosotros se nos ha dado el privilegio de poder tocar su corazón.

Sobre El Problema de La Empatia (Spanish Edition)

En 1905 Edmund Husserl introdujo en su pensamiento el concepto de empatía. Entendía por tal los angeles experiencia de l. a. conciencia ajena y de sus vivencias, a diferencia de l. a. experiencia que los angeles propia conciencia hace de sí misma. Sin embargo, el primer estudio fenomenológico extenso sobre este tema es l. a. tesis doctoral de su discípula Edith Stein.

Extra info for Acércate sediento (Spanish Edition)

Example text

Sacerdotes vestidos con túnicas finas dieron la vuelta para mantenerse a distancia. La gente sorprendida se quedó mirando. Niños con ojos bien abiertos y abuelos desdentados quedaron inmóviles. Ellos conocían a este hombre. Lo habían oído predicar en las colinas hebreas, otros en las calles y las aldeas. Dos años y medio pasaron desde que había ascendido de las aguas del Jordán. La multitud había visto antes a ese carpintero. �Acaso lo habían visto hablar con tal intensidad? Él «se puso en pie y alzó la voz».

La gracia se infiltra y las críticas se desvanecen. Tú sabes que no eres quien ellos dicen. Tú eres quien Dios dice que eres. Vivo, espiritual, ubicado en el cielo, conectado al Padre, una demostración real de la misericordia divina y un heredero legítimo. Por supuesto que no todos los rótulos son negativos. Algunos en el mundo te consideran una persona atractiva, inteligente, exitosa o eficiente. Sin embargo, ni siquiera el puesto máximo de la Casa Blanca se podría comparar con el honor de estar sentado «en los lugares celestiales con Cristo Jesús».

Probable-mente es igual a los demás. Se puso detrás de la silla y le mojó el pelo con un rociador. Él cerró otra vez los ojos. Ella se miró en el espejo, sintiendo curiosidad por lo que él pensara de ella al ver su rosa tatuada en el cuello, su pelo negro estilizado y sus uñas brillantes. Se había amarrado la camiseta en la espalda para dejar expuesto su estómago. Un aspecto muy distante al que tuvo como directora de la orquesta de secundaria. Su hermano mayor, que administraba la farmacia familiar en Missouri, siempre la llamaba para decirle: «No te vayas a poner un tatuaje, ¿me oyes?

Download PDF sample

Rated 4.58 of 5 – based on 48 votes